El Certificado Energético y su influencia, cada vez mayor, en los distintos factores de la vivienda

June 18, 2018 Encina

  El Certificado Energético y su influencia, cada vez mayor, en los distintos factores de la vivienda.


En la operativa del día a día, la realidad de la mayoría de los propietarios ante la obligatoriedad de obtener el certificado energético, o al menos la que solemos encontrarnos, es que se toma la decisión de hacer este trámite  en el momento en que ya se dispone de un arrendatario o comprador para su vivienda. Y ello a pesar de que la normativa indica claramente que debe obtenerse antes de su puesta a la venta para tener a disposición del consumidor esta información.
Es más, hasta ahora, podríamos decir que poca o nula  influencia tiene en el proceso –precio- de alquiler o venta sobre un inmueble; a excepción de dar cumplimiento a la normativa.


Pues bien, a partir de ahora, es posible que los ayuntamientos puedan llegar a bonificar hasta 20% del IBI a los edificios con mejor clasificación energética.


En efecto, el Ministerio de Hacienda permitirá a los ayuntamientos rebajar hasta un 20% el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) para los edificios que sean más eficientes en términos energéticos, si prospera una enmienda que presentará el PP a los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2016 en el Senado y que entrará en vigor el 1 de enero de 2016 con vigencia indefinida. Para beneficiarse de dicha bonificación, los propietarios del inmueble deberán acreditar el certificado energético ante el ayuntamiento.La enmienda, que modifica la Ley Reguladora de las Haciendas Locales, establece que las ordenanzas fiscales de los ayuntamientos a partir del 1 de enero de 2016 podrán regular una bonificación sobre la cuota íntegra del IBI de naturaleza urbana. Los más eficientes tendrán una mayor rebaja y los menos eficientes o no calificados, una menor o nula bonificación.Así, los que tengan la mayor calificación ('A') se podrán bonificar hasta el 20%. La escala introducida prevé también que para los edificios de calificación energética 'B' la bonificación será de hasta el 16%, y para los que tengan una calificación de 'C', alcanzará hasta el 12%. Los de calificación energética 'D' podrán disfrutar de una bonificación de hasta el 8% y los de 'E', de hasta el 4%.

Los inmuebles con una calificación energética de 'F' o 'G' o que no dispongan de certificado energético no podrán beneficiarse de ninguna bonificación.


Fomentar edificios eficientes u obras para reformarlos


El Gobierno propone fomentar la construcción y adquisición de bienes inmuebles energéticamente eficientes, así como la realización de instalaciones u obras para la obtención de la referida certificación.


Asimismo, "se pretende incentivar la mejora de la eficiencia energética de los bienes inmuebles urbanos, estableciendo dicha bonificación para los ayuntamientos, que varía en función de dicha calificación energética, con el propósito de cumplir con los objetivos propuestos por el Gobierno en materia social, económica y medioambiental".


También en materia de impuestos, el PP introducirá otra enmienda a los Presupuestos del próximo año en la que prorroga para 2016 la reducción de los tipos impositivos previstos en el Impuesto sobre los Gases Fluorados de Efecto Invernadero para el ejercicio 2015, por lo que los tipos que se aplicarán el próximo año serán los resultantes de multiplicar dichos gravámenes por el coeficiente del 0,66.
Fuente: expansión.com